#MktRPodcast: El fútbol y las marcas; La historia del Red Bull y su desembarco en Sudamérica

#MktRPodcast

#MktRPodcast: El fútbol y las marcas; La historia del Red Bull y su desembarco en Sudamérica

Viernes 5 de Noviembre de 2021

En los próximos días el Red Bull Bragantino estará disputando por primera vez en su historia la final de la CONMEBOL Sudamericana, el segundo título en importancia del fútbol de la región. A continuación hablaremos de una relación muy particular que existe en el fútbol desde hace tiempo, las empresas que su vez son dueñas de equipos de fútbol o tienen participación accionaria dentro de los mismos.

 

Para empezar a recorrer esta historia podemos mencionar al histórico vínculo entre Philips y el PSV Eindhoven de los Países Bajos. El club fundado en 1913 surgió a partir del interés de empleados de la empresa de artefactos electrónicos y logró convertirse en uno de los más importantes de la liga.

En el continente americano aparecen otros casos como el del Cruz Azul mexicano, creado por la cooperativa cementera del mismo nombre en 1927, o el del Sporting Cristal de Perú, fundado en 1955 por Ricardo Benetín y Esther Grande, marido y mujer a su vez dueños Cervecería Backus & Johnston, cuyo producto emblema es la cerveza Cristal.

Pero hay, sin duda alguna, un caso emblemático: el desembarco de Red Bull en el fútbol con un verdadero imperio de clubes. Más allá de estar muy presente en la Fórmula 1 con el Red Bull Ring, su circuito en Austria, o los equipos Red Bull Racing Team y su filial Alpha Tauri, es indiscutible que avanzan a pasos agigantados en el deporte rey.

Dietrich Mateschitz es nuestro hombre destacado. Este empresario austríaco de 77 años fundó la compañía de bebidas energizantes, empresa de la cual al día de hoy posee el 49% de las acciones, y su fortuna personal asciende a los 25.300 millones de dólares. De acuerdo a un relevamiento de Forbes, integra el top 10 de los dueños de equipos de fútbol más ricos del mundo.

En 2005, la empresa muy ligada al deporte extremo, a patrocinios de diferentes competencias y demás, decidió incursionar en el fútbol. Lo hizo comprando su primer equipo y no sorprende que haya sido en su casa, en Austria. Fue el SV Austria Salzburgo, un histórico equipo local que sólo había ganado 3 veces el torneo de Primera en su historia. Desde allí, el Red Bull Salzburgo, cambio de nombre, logo y colores mediante, es el dueño absoluto del fútbol austríaco: ganó la liga local ininterrumpidamente desde 2013.

Siendo ya un protagonista en crecimiento del fútbol europeo, el siguiente paso tuvo mucha lógica: Estados Unidos. Tal es así que, en 2006, apenas un año más tarde del comienzo del proyecto, compraron a los New York Metrostars de la MLS por 30 millones de dólares. Al comienzo, el proyecto inicial contemplaba crear un equipo desde cero, pero sumado al gasto inicial la difícil tarea de encontrar un terreno para construir un nuevo estadio, hizo que Red Bull al comprar al club también se hiciera cargo del proyecto de estadio existente en Nueva Jersey.

Alemania y Brasil fueron los siguientes países. En 2009 compraron por 350 mil euros un ignoto club amateur en la ciudad de Leipzig con el objetivo de recorrer las distintas categorías del ascenso alemán, invirtiendo 100 millones de euros en 10 años. El sueño se concretó en tiempo y forma ya que en 2016 el RB Leipzig estaba jugando la Bundesliga, y en la temporada 2019/20 tuvo su mejor actuación histórica en Champions League alcanzando las semifinales.

En lo que respecta a Brasil, son dos los equipos propiedad del grupo: Red Bull Bragantino y Red Bull Brasil, que funciona como filial con jugadores hasta 23 años. El Red Bull Brasil fue fundado en 2007 y en la actualidad disputa el ascenso Paulista. En 2019, Red Bull adquirió el Clube Atletico Bragantino, logró el título de la Serie B y ascendió al Brasileirao. Este año, hizo historia al alcanzar la final de la CONMEBOL Sudamericana que disputará el próximo 20 de noviembre ante Athletico Paranaense en San Pablo.

Un dato tal vez más desconocido, empezando a llegar al final de esta interesante historia tiene lugar en África. De 2008 a 2014 existió el Red Bull Ghana, originalmente como academia de fútbol para nuevos talentos. En 2010 disputó la Copa Nacional pero en 2014 se descontinuó el proyecto.

El imponente Toro Rojo de Red Bull está presente, claro está, en los escudos, camisetas y demás situaciones de cada uno de sus equipos. Para algunos fanáticos, los más puristas, se perdió el espíritu original y fundacional de los clubes, pero viendo los resultados conseguidos por estos clubes, el proyecto es, al menos, digno de admirar.

Notas relacionadas